Entrevistas

Premio Goncourt de los Liceos Franceses

Catherine Cusset, autora de Las vidas de Lenush

Ángela Medina
Escrito por Ángela Medina

Catherine Cusset, desconocida hasta ahora en nuestro país, es una de las escritoras contemporáneas más leídas en Francia. Con varias novelas publicadas, esta parisiense afincada en Nueva York ejerció como profesora durante doce años en la universidad de Yale y es especialista en la novela libertina del siglo XVII.

  1. Las vidas de Lenush es tu primera novela publicada en España, pero fue escrita hace un par de años. ¿Qué recuerdos te trae?

La novela se publicó en 2008, pero la promoción en Francia llegó más tarde y no he parado de hablar del libro durante todo 2009. En el verano pasado tuve un descanso y ahora estoy intentando dejarlo atrás, pero con alegría por el éxito que ha tenido en Francia.

  1. La novela ha obtenido el Premio Goncourt de los Liceos Franceses. ¿Te sorprende que un público tan joven se haya interesado tanto en ella?

Muchísimo. Cuando eres candidato a este premio, te reúnes en varias ocasiones con los estudiantes para hablar de la novela y en ninguna de ellas me pareció que mostrasen demasiado interés en mí. Un día, me crucé con una alumna que me dijo que le había encantado la historia. Le pregunté que por qué lo había leído y me respondió que era el primer libro de la mesa. Este tipo de detalles facilitó que muchos estudiantes leyeran la novela y su opinión sobre ella fue cambiando. Me gustan las razones que dieron para premiarla y, sobre todo, que sea un galardón otorgado por un público tan joven. Lo eligieron entre 2000 estudiantes ¡Es un gran número!

  1. La persona que inspiró la novela fue tu propia suegra. ¿Cómo fue el proceso de traducción de sus experiencias a la ficción?

Al principio lo planteé como una narración personal sobre los conflictos que tenía con ella, sobre la situación hostil de la que me sentía víctima. Aquello poco a poco se convirtió en el germen de una novela con dos personajes principales: Marie, la nuera y Helen, la suegra. A medida que avancé en la narración, me planteé que aquella mujer mayor también había sido niña, había crecido, había envejecido… Me pareció interesante introducir pequeñas escenas sobre su infancia en Armenia y aquello me llevó hacia otro libro. Con la historia de su pasado introduje su punto de vista, pero además el lector contaba con otro, el de la nuera. En la historia son fundamentales estas dos perspectivas.

  1. ¿En esa relación entre Marie y Helen llega a existir un cariño verdadero?

Bueno, esa es la historia del libro. Ellas llegan a entender que no son monstruos, porque un monstruo es alguien a quien no conoces. No es una historia que se tiña de color rosa. Marie se esfuerza mucho para que Helen la acepte, pero su suegra nunca fue una persona fácil ni accesible. Aún así, al menos llegan a reconocerse la una a la otra y bueno, eso es casi lo mismo que quererse.

  1. La saga refleja la historia de cuatro generaciones de una misma familia. ¿Cuál de los personajes supuso un mayor reto?

Helen, sin duda. Pero no por el personaje en sí, sino por su presencia en algunas escenas, concretamente en su relación con Marie. Fue fácil describir su pasado. Era una historia simple de niñez, amor, emigración, pobreza… Sin ambigüedades y con unos sentimientos muy fuertes. La parte americana fue más complicada porque yo misma estaba involucrada. Mis primeros lectores no entendían cómo Helen era tan encantadora de joven y tan horrible con Marie. Pero no es que Helen cambie, es que el personaje adopta el punto de vista de Marie. Tuve que hacer retoques y moví una parte de la historia hacia la mirada de Helen y así fue posible reconocerla. Ya no era una suegra malvada, sino alguien con miedos, obsesiones, tristezas…

  1. ¿Y los hombres?

Son secundarios simplemente porque es un punto de vista exclusivamente femenino. Jacob, el marido de Helen, representa la persona más importante en la vida de su mujer, por la que siempre ha luchado, pero cuando Marie entra en escena, él se mantiene al margen. Alexandru, el hijo, no tiene más remedio que ser secundario. Está entre dos mujeres, ¡es mejor que salga corriendo!

  1. Hay un cambio en la historia entre Jacob y Helen. Entre su amor en Europa y su convivencia en Estados Unidos.

Hay un amor muy fuerte entre ambos, pero Helen es ansiosa por naturaleza y no acepta que el hombre de su vida envejezca. Además han pasado todos los momentos de su vida juntos, no como Alexandru y Marie, y la edad y la tristeza son cosas que Helen es incapaz de asimilar.

  1. El título original de la novela es Un brillant avenir (Un futuro brillante). Es algo que Helen quiere garantizarle a su hijo, pero tal y como ella lo tiene planeado.

El centro del libro es ese brillante futuro por el que Helen lucha durante toda su vida, y quiere entregárselo a su hijo. Pero su hijo se enamora de una francesa y teme que se vaya de Estados Unidos. Está segura de que será desgraciado y por eso Marie representa un mal futuro.

  1. Como tus personajes, estás cómodamente afincada en Estados Unidos. ¿Piensas volver a Francia algún día?

De momento no. Paso en Francia todos los veranos, concretamente en Bretaña, me gusta volver y de hecho conservo mi nacionalidad francesa, pero también tengo una hija norteamericana. Eso sí, desde París puedes viajar hacia cualquier parte del mundo y eso es un lujo. La verdad es que hoy en día vivo entre dos países y no sé qué pasará en el futuro. El tiempo es una noción muy elástica.

  1. ¿Estás trabajando ahora en una nueva novela?

Sí, siempre. Tengo algunas cosas escritas, pero no sé hacia dónde voy todavía. Pero siempre lo tengo presente.

  1. ¿Qué impresión te llevas de tu visita a España?

Conocía ya parte de Andalucía y Barcelona, pero me ha impresionado que el Museo del Prado estuviera abierto hasta las ocho de la tarde ¡Eso es impensable en Estados Unidos!


Catherine Cusset

Es una de las escritoras contemporáneas más leídas en Francia. Estadounidense de adopción, vive en Nueva York y enseña literatura francesa en la Universidad de Yale. Tiene una larga trayectoria, con media docena de novelas publicadas en Gallimard. Su novela En toute innocence (1995) fue finalista del premio Goncourt y del premio Femina.

Las vidas de Lenush

Las vidas de Lenush
Autor: Catherine Cusset
Editorial: El Aleph
Páginas: 336
Comprar

 

Sobre el autor

Ángela Medina

Ángela Medina

(Cádiz, 1981) es licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas, máster en Escritura Creativa y máster en Edición Profesional de Libros. Trabaja en varios proyectos relacionados con la creatividad: es copywriter online para diversas agencias y estudios de publicidad, profesora en Hotel Kafka, colaboradora en Ámbito Cultural y editora en 120 Pies. Es autora de las novelas Pañales y cerveza (Demipage, 2011) y En frío (Ediciones La Palma, 2015), y del libro 742 ideas para escribir (Kitsune Books, 2016).

Escribe tu comentario