LdeLirica Videoteca de eventos

Así fue: «Hacia la Luz del Fondo», en #LDeLírica

El tejido poético en las redacciones de cultura

Cuando inteligencia, verbo, comunicacion, sonrisa y… vocación, a tres voces, sobrevuelan un encuentro, el resultado no puede ser de otra manera: increíble. Gonzalo Escarpa nos ha traído a tres grandes profesionales de la comunicación y del verso.

Lara López, Antonio Lucas y Javier Gallego “Crudo” se dedican a la comunicación desde muchos ángulos. Lara, la voz de nuestro imaginario radiofónico en “Músicas posibles” (Radio 3), habla incluso de una especie de “djeísmo ilustrado”. Por otro lado, Antonio tiene un auténtico palmarés poético en su curriculum: el Loewe, el accesit del Adonais, el Ojo Crítico… además de escribir en catálogos de arte… Gonzalo no duda en preguntarles por esa especie de hiperactividad que parece que les caracteriza. En los veinticuatro años que lleva este ganador de premios en la sección de cultura en El Mundo, ha podido comprobar que la poesía siempre levanta sospechas en una redacción. Lo dice entre risas, al mismo tiempo que asegura que la poesía le ha ayudado en el periodismo a ralentizar esas urgencias que la prensa impone. Ese lirismo presente en los artículos de Antonio y sobre el que él asegura que «mi periodismo le debe mucho a mi poesía… aceptan mi estilo, incluso aceptan el que no esté siempre en consonancia con la línea editorial». Y saltamos a Javi “Crudo”, del que Gonzalo nos revela que, aparte de haber estado también vinculado a la casa de Radio 3 (un auténtico director radiofónico muy vinculado a la cultura) también fue batería y guionista del programa CQC.

Los tres tienen excelentes trayectorias y los tres son grandes defensores de la palabra. Antonio reconoce que el periodismo cultural es el espacio más blanco y limpio del periódico y es como una gran plaza pública. Crudo se suma a la defensa de “colectivo” pero desde el medio radiofónico, «el abrazo de la voz, la cercanía, la inmediatez… y está hecho por los propios oyentes». Lara asegura que su trabajo es una carrera de fondo. Lleva treinta y tres años en la radio y confiesa que en este momento que vivimos, «hay algo de especial en esa cercanía que nos está dando la radio». No quiere dejar de hacer mención a todos aquellos profesionales del periodismo y la cultura que se juegan día a día su vida por contarnos lo que ocurre… por defender ese derecho a la información.

Gonzalo se dirige a ellos ahora como poetas, ¿cómo es su vida como creadores de versos? Y cómo afrontan ese trabajo que, como decía Aleixandre, «no da ni para merendar». Antonio Lucas nos cuenta que lo bueno de no vivir de la poesía es que «el baile es contigo mismo». Confiesa que es bastante inconstante y que sus poemas no nacen con la vocación de libro, que van llegando por sí solos. Y, acto seguido, lee para todo ese público que está detrás de la ventana de sus dispositivos el primer poema de un poemario que acaba de ver la luz: Los desnudos (Visor).

“Crudo” asegura que el problema de un escritor no es la inspiración, sino que «no te interrumpan». Para él, el acto poético sería algo así como «agarrar los caballos cuando salen del redil». Es de los que entra en trance cuando escribe poesía y comenta que, a veces, necesita sacar la cabeza y respirar. Somos auténticos privilegados porque nos va a obsequiar con la lectura de uno de los poemas del libro que tiene entre manos ahora mismo. El libro va a tener un título increíble: Están tus heridos curando a mis enfermos y el poema que nos lee, “Herida de muerte”.

Ahora le toca el turno a Lara. Su forma de creación literaria es algo diferente. Ella trabaja todo el tiempo, pero dice que le van saliendo los textos con géneros muy distintos y así le van sirviendo para diferentes esferas. Escribir es su forma de construir un mundo en el que se refugia. A continuación, le pone voz al poema que abre el poemario Derivas, que es un híbrido entre sus otros dos libros: Óxido e Insectos.

Espacios culturales, informativos y mucho tejido poético acompañan a estos tres invitados de lujo. Gonzalo Escarpa interviene en esta interesante conversación para anunciar… lo que suele suceder cuando más estamos disfrutando de algo: «se nos ha acabado el tiempo, como en la radio».

Sobre el autor

Mila Valcárcel

Mila Valcárcel

Milagros Valcárcel es coordinadora de la sala de Ámbito Cultural de El Corte Inglés de Callao.

Escribe tu comentario

Send this to a friend