Críticas

“Saltaré sobre el fuego”, de Wislawa Szymborska.

Lugar muy transitado es el que dice que la mirada hace por igual al escritor y al filósofo. La de Wislawa Szymborska (1923-2012) trasciende, para algunos lectores devotos como es el caso, estos preceptos y otros cuantos más. En sus poemarios late esa visión y perspectiva presentes en la más compleja traducción: la del mundo al lenguaje.

Mujer y poeta, sus coordenadas la situaban en un lugar difícil, el de la confluencia de las condiciones para el olvido literario que, finalmente, sorteó. Los poemarios de los que es autora la llevaron a lograr, entre otros premios de prestigio, el Nobel de Literatura en 1996. Pero el verdadero reconocimiento fue saberse leída. La justicia poética ahora es apuntar en cuadernos algunos de sus poemas, tener sus títulos en la torre de libros pendientes por leer, ver aún su nombre en las mesas de novedades de las librerías.

Nórdica Libros sigue engrosando su exquisito catálogo, esta vez con Saltaré sobre el fuego, una nueva y breve antología de Szymborska, un librocapricho en el que la vista no solo disfruta con las letras. Kike de la Rubia pone color a través de ilustraciones que juegan con lo conceptual y enriquecen la lectura en esa pausa que todo poema exige. Los textos están tomados de algunas de sus grandes obras traducidas al castellano por Abel Murcia y Gerardo Beltrán: Llamando al Yeti, Sal, Mil alegrías -un encanto, Si acaso, El gran número, Gente en el puente y Fin y principio. En todos ellos encontramos la esencia de ese estilo sobrio, irónico y sumamente despierto, su inconfundible respiración al final de cada verso: el aliento de página. También, desde luego, la mirada que inspecciona: “Y aunque no sucede nada en los alrededores, / el mundo no es más pobre en sus detalles”. Si algo hubiera que reprocharle a esta edición sería una errata triplemente repetida que se interpone en la lectura como piedra en el zapato durante un agradable paseo. Por lo demás, se puede disfrutar de ella hasta la última página, incluidas las que corresponden a la versión polaca de los poemas; nunca se sabe lo que una puede aprender de la musicalidad o la grafía de otro idioma, y la satisfacción de leer las mismas palabras que escribió la autora -mirar a través de sus ojos- es suficiente para dedicarle un tiempo.

Dicen que a Szymborska nunca le gustó hablar de sí misma y que aseguraba que todo lo que tenía que decir estaba en sus poemas. El punto de fuga de su vida partía de ellos: “Agito mi memoria, / tal vez algo en sus ramas, / adormecido por años, / salga de pronto volando”.


Saltaré sobre el fuego

Saltaré sobre el fuego
Autor: Wislawa Szymborska
Serie: Ilustrados
Editorial: Nórdica Libros
Comprar

 

Valora la calidad de este artículo

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Ninguna valoración todavía)
Loading...

Sobre el autor

Azahara Alonso (Hotel Kafka)

Azahara Alonso (Hotel Kafka)

Azahara Alonso (Oviedo, 1988) es licenciada en Filosofía y máster en Escritura Creativa. Autora del libro de aforismos Bajas presiones (Trea, 2016), trabaja como coordinadora de la escuela de literatura Hotel Kafka y de la web Ámbito Cultural de El Corte Inglés. Escribe crítica literaria para distintos medios nacionales e imparte clases de escritura creativa y poesía.

Escribe tu comentario

Send this to a friend